REGLAMENTO DE RÉGIMEN INTERNO

10/12/2011

Tras publicar en esta sección los Estatutos el pasado 20 de noviembre, hacemos lo propio ahora con el Reglamento de Régimen interno de la Cofradía.

REGLAMENTO DE RÉGIMEN INTERNO

de  la

Venerable, Real  y  Muy  Ilustre  Cofradía del

Santísimo  Cristo  de  la  Misericordia y

María  Santísima  de  los  Dolores

 

 

PREÁMBULO

El Reglamento de Régimen Interno es el desarrollo estatutario, en cuanto a la aplicación práctica de la normativa para la praxis de la hermandad.

La justificación de su existencia viene dada por la necesidad no sólo de reglamentar la estructura orgánica de la Cofradía, sino también, y lo que es más importante, el poder establecer para el conocimiento general de los congregantes aquellas normativas por las que nos autorregulamos y que muchas de ellas provienen de convenciones consuetudinarias y que de esta forma quedarán recogidas en un código de actuación que complementa y desarrolla nuestra Carta Constitutiva.

 

CORRESPONDIENTE AL TÍTULO I DE LOS ESTATUTOS

De acuerdo con el Título I de los Estatutos, y como consecuencia de la norma consuetudinaria, se establece que los Tercios del Santísimo Cristo de la Misericordia, Santísima Virgen de los Dolores, Cristo Yacente y San Juan Evangelista sean de constitución exclusivamente masculina y los tercios de la Virgen de la Esperanza, Cristo del Socorro y María Santísima de la Amargura estén constituidos exclusivamente por miembros de sexo femenino, siendo el resto de los Tercios de carácter mixto.

Los Tercios del Santísimo Cristo de la Misericordia, Virgen de los Dolores, Cristo Yacente, Tercio Penitencial y Virgen de la Amargura, por estar constituidos por miembros numerarios de la Congregación, tienen el derecho de venir tapados desde sus domicilios para participar en las procesiones, a fin de que sea guardado su anonimato.

 

CORRESPONDIENTE AL DESARROLLO DEL TÍTULO III DE LOS ESTATUTOS

Para ser admitido en la Venerable Congregación es necesario cumplir los siguientes requisitos:

a.- si el solicitante fuese mayor de 16 años, y por lo tanto pasase a ser numerario, deberá dirigir una carta al Presidente, solicitando ser admitido por la Junta de Gobierno, en la que exponga sus motivaciones para su integración y su disposición a acatar las normas estatutarias. Su admisión será estudiada y votada en la más próxima Junta de Gobierno y comunicado su resultado al interesado mediante documento escrito al efecto.

b.- si el solicitante es menor de 16 años, sólo será necesario expresar el deseo de inclusión en la Cofradía y la disposición a aceptar sus normas y solamente será dado de alta en la misma si es estimada por el Presidente o miembros de la Junta de Gobierno designados al efecto, atendiendo a criterios de número y disponibilidad de hábitos penitenciales, siéndole comunicado la decisión al efecto.

La Venerable, Real y Muy Ilustre Cofradía del Santísimo Cristo de la Misericordia y María Santísima de los Dolores es única en su constitución, por lo que la adscripción de un miembro, numerario o aspirante, a un Tercio es meramente organizativa, pudiendo la Junta de Gobierno decidir libremente en caso de deseo personal del cofrade o por intereses generales de la Congregación.

El hábito penitencial, como indumentaria propia de un congregante en los actos requeridos, es personal e intransferible e inherente a la personalidad del cofrade, por lo que no podrá ostentarlo nadie que no cumpla los requisitos exigidos en el Título III de los Estatutos, haciéndose acreedor a sanción quien vulnere la norma prestando o consintiendo que sea utilizado por persona ajena a la Cofradía.

De acuerdo a las normas estatutarias y en concreto al Título III Artículo 5º Apartado a y en su sección 4ª, todos los cofrades tienen como derecho y como deber el asistir a las procesiones y actos penitenciales que para ellos organice la Congregación. La inasistencia injustificada, será considerada como falta grave.

 

CORRESPONDIENTE AL DESARROLLO DEL TÍTULO IV DE LOS ESTATUTOS

De acuerdo al Título IV Artículo 9º apartado C de los Estatutos de la Venerable, Real y Muy Ilustre Cofradía del Santísimo Cristo de la Misericordia y María Santísima de los Dolores, este Reglamento de Régimen Interno deberá ser aprobado por la Junta General, así como sus modificaciones.

Los Cofrades miembros de la Junta de Gobierno tienen derecho, como representación de su dignidad, a llevar, en los actos que se estimen oportunos, la medalla que con el escudo de la Venerable Congregación penda de un cordón dorado colgado del cuello.

Dentro de la Junta de Gobierno, y dado que su elección es por lista cerrada que presenta el candidato a Presidente, éste podrá alterar los cargos y funciones encomendadas a sus componentes por conveniencia de funcionamiento y en orden a una mayor eficacia, tras las oportunas deliberaciones con los componentes de la misma.

El Presidente, tras el preceptivo conocimiento de la Junta de Gobierno, designará las personas miembros de la Cofradía que estarán encargadas de la organización y disciplina de cada procesión, así como de los Mayordomos de los tronos participantes.

Para incoar expediente informativo y en orden a dilucidar las posibles responsabilidades a que hubiera lugar dimanantes de actuaciones que estuvieran en contradicción con las normas estatutarias o su normativa de desarrollo, se constituirá una comisión de disciplina, formada por el Presidente y el Vicepresidente y en la que podrían ser llamados a formar parte de la misma otros miembros de la Cofradía y que tras oír a las partes, propondrán a la Junta de Gobierno las sanciones o reconocimientos honoríficos con arreglo a lo que se establece: 

  1. Falta leve: reconvención de carácter privado
  2. Falta grave: reconvención por escrito constando en el libro de actas con la advertencia de que dos faltas graves serán consideradas falta muy grave.
  3. Falta muy grave: aquella falta que con arreglo al Título III Artículo 6ª está sancionada con la expulsión que en todo caso deberá ser refrendada por la Junta General.
  4. Cofrade de Honor: Podrá ser concedido este nombramiento por la Junta de Gobierno a aquellas personas que por su carácter peculiar, destacado y de mérito reconocido se consideren merecedoras de tal distinción, teniendo como derechos y deberes todos los inherentes al cofrade de número y además a figurar en las presidencias de las procesiones y actos de la Cofradía y a llevar la medalla de la Junta de Gobierno estando eximido de la aportación económica preceptiva.
  5. Protector: es aquella persona o institución que por su aportación a la Cofradía y deseo de colaborar, se considere merecedora, no teniendo más derecho que el de voz y opinión y el de ostentar dicho título honorífico.
  6. Camarera de la Virgen: es aquella persona que con celo y diligencia atiende a vestir y al arreglo de las Santas imágenes de devoción de esta congregación, quedando a su discreción su atuendo y el recabar de la Junta de Gobierno los medios para las mejoras y equipamientos necesarios. Es asimismo la depositaria de las joyas de la Cofradía.

La Junta de Gobierno podrá constituir tantas comisiones como estime oportuno, recavando para participar en ellas a cuantas personas se juzgue conveniente.

La Junta de Gobierno se reunirá de forma habitual todas las semanas sin necesidad de citación previa, a excepción del periodo vacacional que se determine. Para que las decisiones de este órgano de trabajo sean vinculantes será necesario que exista quórum o se cuente con la representación por escrito de los ausentes y con ello se complete el número de la mitad de sus componentes.

La Junta de Gobierno se reunirá de forma extraordinaria tantas veces como se considere oportuno convocadas por el Presidente o si un tercio de sus componentes lo estiman necesario, mediante citación por escrito con expresión de los puntos del orden del día. Se reserva a las reuniones de carácter extraordinario los asuntos de trascendencia y la admisión de nuevos cofrades de número. Las deliberaciones de las Juntas de Gobierno son de carácter interno y, por lo tanto, reservadas, trascendiendo solamente los puntos recogidos en las correspondientes actas. 

Siguiendo la costumbre establecida en los antiguos estatutos del Stmo. Cristo de la Misericordia, se establecen las funciones y posibles sustituciones en los cargos de la Junta de Gobierno no reglamentados en los estatutos vigentes, con arreglo a lo siguiente: el Vocal Primero sustituirá en caso necesario al Vicepresidente, el Vocal Segundo hará lo propio con el Secretario, el Vocal Tercero sustituya en sus funciones al Tesorero y el Vocal Cuarto al Contador, siendo los otros cuatro vocales los que sustituyan en sus cargos a los cuatro primeros, corriendo el lugar.

En cuanto a las funciones específicas a cada uno encomendadas, se establece lo siguiente: al Vocal Primero como función específica se le encomiendan las funciones de relaciones públicas. El Vocal Segundo tiene como misión competencial el promover, fomentar y potenciar el culto a las Santas Imágenes de la Cofradía. Al Vocal Tercero le corresponde el organizar y promover actividades culturales, deportivas y recreativas entre los cofrades. Al Vocal Cuarto se le señala como función específica el cuidado del patrimonio de la Congregación, llevando un censo de todas las propiedades con expresión de las altas y bajas. El Vocal Quinto tiene especialmente encomendado el organizar las actividades extraordinarias de la Cofradía. Al Vocal Sexto le corresponden las relaciones con las instituciones militares. El Vocal Séptimo auxiliará al vocal quinto en la organización y desarrollo de las actividades extraordinarias. El Vocal Octavo tiene como labor el colaborar con el Vocal Tercero en la organización y desarrollo de las actividades culturales, deportivas y recreativas.

En el caso de que por cualquier motivo se produjesen bajas en los componentes de la Junta de Gobierno, el Presidente está facultado para nombrar otros cofrades de número para cubrirlas.

 

Este REGLAMENTO DE RÉGIIMEN INTERNO fue aprobado en la Junta General celebrada con fecha de 29 de mayo de 1.993, sábado.